Baños de realidad, Sabiduría

Baño de realidad vol. 1: Universitarios.

Hoy leí un texto escrito por Aaron Benitez donde da un repaso al bodrio que significa estudiar la universidad actualmente y me pareció incómodamente acertado. De hecho, he estado pensando en los diferentes niveles de fortuna a los que tiene acceso un egresado universitario y la realidad es áspera.


"¡Soy universitario!"

En general, actualmente el estudio es ir a la escuela y ya. Pasar materias y matar el tiempo. En algún momento llegas a la preparatoria y casi al final de esta, te preguntas “¿qué voy a estudiar?”, porque se supone que debes estudiar algo. Y no tienes demasiado tiempo para pensarlo, si es que nunca te lo has planteado.

Una vez en la universidad, estudiando lo que crees es tu pasión en la vida, vives únicamente para pasar materias, hacer tareas y permitirle a tu familia pararse las nalguitas con su universitario retoño. Incluso tú mismo estás convencido de que eres la leche porque eres universitario.

Digamos que, efectivamente, la carrera que elegiste te apasiona y quieres desafiar tus propios límites. Pero te topas con muros de la vergüenza académica, burocrática y social. Resulta que siempre no, no debes hacer lo que te apasiona, porque la vida no es pasión, es mantener el status quo, hacer dinero, y medírtela con todos.

“Ganarse la vida” es un concepto totalmente equivocado. Ganar dinero y posiciones no es ganarse la vida. La vida es lo que se invierte mientras terminas por enterrar tus pasiones por algo que se supone debes hacer, porque la mayoría lo hace, y por ello son percibidos como seres de éxito.

Con esto no digo que todos los universitarios carezcan de alma y sean autómatas del sistema. Al contrario, muchos entran con ganas de comerse al mundo y al salir, terminan con indigestión. Y una notable minoría si se come al mundo, con cubiertos y acompañado de champagne. Esa minoría que ejerce lo que estudio, lo que le apasiona y lo que le sustenta. Alguien así, seguramente es alguien que sabe lo que es el mundo. Lo sé porque he conocido gente así, pero son muy pocos.

Y ya después de todo este rollo, llego al punto en el que clasifico a los universitarios, según mi experiencia y/o análisis:

  • El que no tiene algo mejor que hacer

Este es el que entra a una carrera que decidió estudiar un mes antes de egresar de la preparatoria. En realidad no le apasiona tanto, pero generalmente no tiene pasiones en la vida, así que viene a lo mismo. Estudia únicamente para los exámenes y al egresar buscará un empleo en:

a) Si es alguien con recursos económicos: Utilizará sus contactos para escalar rápidamente y hacerse de una carrera Sopa Maruchan: instantánea, mala y de contenido pobre. O en su defecto, hacer su propia compañía, donde por supuesto será jefe desde el principio, el CEO, aunque no tenga una puñetera idea de lo que está haciendo. Al final, con dinero baila el perro, que lo hagan ellos.

b) Si es de clase media para abajo: Buscará acomodarse en alguna dependencia de gobierno (o similar) que le permita tener una vida cómoda y religiosamente lineal. Crédito en Liverpool, un Tsuru, casa de infonavit y pantalla de plasma, uniforme de lunes a viernes, pastel de cumpleaños en la oficina y mucho café. Por los próximos 30 años.

  • El adoctrinado

Este es el tipo de persona que entró a la universidad pensando que el éxito llega con un título. Generalmente viene de familia. Están convencidos de que ser universitario es ser superior a todos, aunque el güey sea un pelmazo, no haya leído ni El Principito y todos sepan que es un perdedor, menos él. Al egresar buscará empleo en:

a) Si es alguien con recursos económicos: La empresa familiar, la que lleva años soñando dirigir, ser socio minoritario del sujeto del ejemplo anterior o incursionar en la política (algún cargo plurinominal, por supuesto), la escalera al éxito económico y social para gente sin escrúpulos, pero con apetito feroz.

b) Si es clase media para abajo: Será el limpia botas del ejemplo a. Su mayor logro en la vida será encontrar empleo en una de esas gordas empresas de familias con apellido compuesto, no importa si les prepara el café, saca a pasear al perro o le hace la tarea a los hijos de su jefe, él se codea con la crema y nata, y tiene un cargo de envidia, gatos.

  • El idealista

Este ve en la universidad la oportunidad de demostrar su valía a través de su campo de estudio. Es el médico que descubrirá la cura contra el ébola, el científico que inventará los autos voladores, el lingüista que descifrará el Manuscrito Voynich, etc. Sabe lo que le apasiona, pero quizás no sepa muy bien sobre donde está parado, por lo que tampoco tiene zorra idea de como dar pasos hacia qué camino. O sea, que le gusta, pero es malo para eso, pues. Buscará oportunidades laborales en:

a) Si es alguien con recursos económicos: Se matará, se esforzará, tendrá intercambios académicos, conocerá a mucha gente, viajará por el mundo, hará diplomados, talleres, posgrados en instituciones de prestigio… que no servirán de mucho porque sigue sin ser lo suficientemente bueno. Así que quizás escriba algún libro sobre toda la teoría que conoce (o varios), se vuelva una celebridad en su ramo, o sea profesor universitario. En una institución de prestigio, por supuesto, de preferencia en su alma máter.

b) Si es alguien de clase media para abajo: Trabajará en algo que no tiene absolutamente nada que ver con sus aspiraciones, pero paga las cuentas. Se sigue preparando todo el tiempo. En su interior sigue soñando con ser reconocido por su gran talento y capacidad, aunque sabe que está muy lejos de hacerlo realidad. De ser posible, también buscará dar clases sobre lo que sabe. Vive de su ego.

  • El rockstar

Es bueno en lo que hace, tiene agallas, capacidad, contactos y talento, y lo sabe. Se le hace fácil, con mínimo esfuerzo llega a resultados que son aplaudidos. Tiene la admiración de muchas personas y la envidia del ejemplo anterior, pues a pesar de no ser un estudiante destacado, es alguien reconocido en su sector. Su porvenir laboral es:

a) Si tiene recursos económicos: Trabaja donde quiere y no porque alguien se lo consiguió, sino porque supo hacer lo suyo. Se prepara únicamente en las cosas que llaman su atención y no en paja. Hace lo que quiere porque las empresas se peleean por él. Gana lo que quiere, vive como quiere. Es un rockstar.

b) Si es clase media para abajo: Con mucha fortuna, tiene la misma suerte que el ejemplo a, pero si algún punto está flojo, entonces no quiere nada. Las cosas son como las quiere o no las quiere. De todos modos, sigue siendo un rockstar, así que si no obtiene éxito en lo que estudió, lo encontrará en algo más, pues muchas cosas se le facilitan y el mundo es su patio de juegos.

  • El misfit

Es aquel que prefirió no cursar los estudios superiores o dejarlos. Es parecido al universitario rockstar, pero a este simplemente la universidad no le va, sin embargo es alguien culto y de amplio criterio. Muchos en la categoría misfit, fácilmente saben más de todo que cualquiera de los otros, pues sabe de la vida. Persigue sus pasiones muy por encima del status quo. Algunos llegan a tener mucho éxito de formas inesperadas, que surgieron simplemente por dar rienda suelta a lo que sabe hacer y a sus conocimientos. Otros simplemente hacen lo que los hace felices y punto. Sin pretenciones, sin papeles, sin togas ni birretes. Simple sentido común, cultura y huevos.

Si es de recursos o no, es irrelevante. Al final sabrá como labrarse un camino, porque no se gana la vida, vive la vida.

La cosa es simple,  eres chingón o no lo eres. Recuerda que el éxito no va ligado al título universitario más mamón que se te ocurra, sino en cómo aprovechas las oportunidades. Pero quién soy yo para decirte qué hacer. Saca tus conclusiones y que la fuerza te acompañe.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s